TU ESPÍRITU SIEMPRE PERMANECERÁ CON NOSOTROS
 
En Memoria
12 de Marzo 1945
Ana Frank, a 68 de su muerte

Niña, escritora y fugitiva del régimen nazi, Annelis ha logrado traspasar los límites del anexo, de la muerte y de su tiempo

COMPARTIR   |    IMPRIMIR   |    Disminuir |    Aumentar
 
 

Ana Frank forma parte de la innumerable cantidad de niños judíos que no sobrevivieron al Holocausto. Pese a ello es reconocida mundialmente por ser la niña que redactó las memorias de su estancia, por más de dos años, en un escondite de Ámsterdam durante la persecución nazi en la Segunda Guerra Mundial,

De nacionalidad alemana, Annelies Marie Frank nació en Frankfurt el 12 de julio de 1929 en el centro de una familia judía. A la edad de cuatro años se traslado al lado sus padres a la capital de los Países Bajos, después de la toma nazi de Alemania.

Ana, como era llamada por su madre, quien es la escritora judía más joven y con mayor impacto, era la segunda hija del matrimonio entre Otto Heinrich Frank y Edith Hollander; quienes al dar inicio la persecución judía decidieron esconderse con sus hijas y cuatro personas más en un departamento anexo ubicado en las oficinas en el Prinsengracht.

Mientras eran socorridos por amigos, quienes les proporcionaban los víveres, Ana comenzó a escribir en el diario, regalo recibido tras cumplir doce años, la vida en el escondite. Los problemas, los miedos, la situación familiar, y la constante incertidumbre de ser hallados y mandados a los campos de exterminio de Auschwitz-Birkenau y Sobibor en la Polonia, eran algunos de los recuerdos que, la niña que en el encierro se volvió adolescente, plasmó en su único confidente a quien denomino Kittie.

La última narración realizada por la niña judía más famosa a nivel mundial se dio previa a su detención, junto con sus compañeros de escondite el 4 de Agosto de 1944 por la Gestapo.

Dejando su diario en manos de una de sus amigas, fue enviada el 2 de septiembre de 1944, junto con su hermana, al campo de concentración de Auschwitz el 2 de septiembre de 1944 y, más tarde, trasladada al Bergen-Belsen, donde murió de tifus el 12 de marzo de 1945, pocos días antes de la liberación del campo.

Sin embargo, su escrito ha sido conocido y leído por generaciones gracias a la labor de su padre quien al conocer la muerte de su familia, se empeño en hacer del conocimiento público la vida en el anexo desde la perspectiva de una niña.

Redacción

 

 
Libro de condolencias
 
 
Buscar por nombre
 
 
 
 
Bucareli 8, Col. Centro, Delegación Cuauhtémoc. | 06040, México Distrito Federal
Tel(s). 5709.1313 ext. 1030, 1031, 1032, 1033 y 1034
Todos los derechos reservados. EL UNIVERSAL S.A. de C.V., Compañía Periodística Nacional.
De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos.
Aviso de Privacidad